El Control de Nuestras Actitudes

Debemos estar muy atentos en lo que representa dentro de nuestro desarrollo personal, el saber manejar las actitudes. A Veces las personas actúan por un simple impulso y esto puede traer terribles consecuencias. A continuación les hablaremos de cómo controlar nuestras actitudes...

Artículos Proveído Por:

De: Carlos

En un interesante trabajo de Jim Rhon manifiesta, que todo lo que somos, y todo lo que podemos llegar a ser, ha sido, definitivamente, dejado a nosotros para elegir.

En el mismo momento en que está leyendo estas palabras, su actitud ha determinado lo que es usted. Su entusiasmo, su intensidad, la fe en usted mismo, la paciencia con usted mismo y con otros, y la emoción infantil acerca de su futuro ilimitado es el resultado de una simple palabra: actitud.

Indica, que es irónico que una de las pocas cosas sobre las que tenemos control es sobre nuestras propias actitudes, y aún así la mayoría de nosotros vive la vida entera comportándose como si no tuviera ningún control.

Debido a nuestra actitud, decidimos leer o no leer. Por nuestra actitud, decidimos intentar o darnos por vencidos. Por nuestra actitud, nos culpamos a nosotros mismos por nuestros errores, o culpamos tontamente a otros. Nuestra actitud determina si amamos u odiamos, decimos la verdad o mentimos, actuamos o posponemos, avanzamos o retrocedemos; y por nuestra propia actitud, nosotros, y sólo nosotros, decidimos si tendremos éxito o fallaremos.

En el libro estaciones de la vida de Jim Jhon, se señala, que de alguna manera, los humanos estamos dentro de un gran esquema gobernado por un poder que algunos pocos, si es que alguno, entendemos.

Estoy personalmente convencido comenta Jhon, de que el hombre viene de algún lugar, que su inteligencia existió en alguna parte, antes de venir a este mundo. Creo que su inteligencia individual, su misma existencia, vivió en alguna parte, creciendo, aprendiendo, tratando, fracasando, y teniendo éxito, pero siempre creciendo.

Si nuestro resultado es tres o es diez en esta esfera terrestre, es solamente un paso, en algún plan metódico de eterna progresión, donde, de alguna manera, seguiremos avanzando hacia una nueva vida que seguirá o retrocederá. Y allí veremos a aquellos que amamos, quienes avanzaron antes que retroceder, pasar por encima de nosotros hacia una nueva conciencia, y una mejor comprensión de las cosas.
Quizás esto es lo que “el infierno” y la “maldición” deben ser. Imaginen la agonía de descubrir que estábamos siendo “probados”, sin estar conscientes, y en lugar de un crecimiento personal duradero, una conciencia más profunda, una nueva comprensión, elegimos la promiscuidad, la desidia, el reproche y la vida fácil.

Nuestra eterna condena será la conciencia del valor del amor y la honestidad, y muchas otras virtudes humanas positivas existentes, que nuestros seres amados poseen, quienes desde ahora y para siempre, estarán más adelantados en la progresión eterna. Y ya no podremos hablar, tocar, besar, expresar emoción... pero, deberemos siempre estar conscientes de su existencia, aunque ellos no estarán conscientes de la nuestra.

A medida que leo, pondero y especulo sobre la gente, sus hechos y su destino, me convenzo cada vez más que es nuestro destino natural, crecer, tener éxito, lograr prosperidad, y encontrar la felicidad mientras estamos aquí.

En un país donde la oportunidad abunda, está dentro del alcance de cualquier ser humano encontrar la realización personal en su propia vida, buscando lo mejor que existe, incluyendo la riqueza.

Contrariamente a las enseñanzas de algunas religiones, agrega Jhon, la riqueza no es mala, la pobreza es mala. Porque la pobreza (excepto en algunos casos extremos) reprime a los individuos, o grupos de individuos, quienes eligieron no usar sus talentos, sino que prefirieron permitirle a los que han descubierto y usado sus talentos, que se ocupen de ellos.

Estoy consciente que se ha dicho, por parte de aquellos con autoridad divina que: “el humilde heredará la tierra”, pero, me pregunto, dónde dice que para ser “humilde” usted también debe ser pobre. Eso es totalmente absurdo… es una racionalización burda usada por los perezosos para justificar su falta de voluntad hacia el progreso, y cuando digo perezosos incluyo a los que han renunciado ante la dificultad, así sean ellas grandes dificultades. Aquellos que se comprometen lo menos posible con una causa, profesión u ocupación y, definitivamente, debo incluir a aquellos que ni siguiera intentaron hacer un esfuerzo para mejorar su situación.

Agrega Jhon, que es bien conocido aquí y ahora, que Dios, o cualquier poder que esté detrás de nuestra existencia, no quiso que nosotros falláramos, nos hundiéramos en la pobreza, la autocompasión, el automartirio, o la mediocridad, en ninguna forma. Ese no es el gran designio del hombre.

El ser humano está bendecido con la materia prima necesaria para progresar, tal como: imaginación, ideas, inspiración, y una capacidad intelectual por desarrollar... y esa capacidad es totalmente ilimitada. La única limitación colocada en nuestras habilidades, es nuestra incapacidad para reconocer fácilmente nuestra naturaleza ilimitada.

Haga click aquí para leer mas artículos de Artiguloz.com

Artículos Similares
- Mejore su Vida Positivamente
Todos deseamos tener un mejor nivel de vida, superarnos, y alcanzar el éxito personal, es por eso que debemos de aprovechar todas las oportunidades que se nos presentan, debemos de superar nuestras propias metas y alcanzar nuestros objetivos personales...
- Algunas Notas Sobre el Autoestima
- Ser Feliz aún en una Crisis
- ¿Cómo Cambiar de Actitud?
- Consultoría Psicológica
- Consejos para el Crecimiento Personal
- Saber Manejar Las Emociones
- Estado de Flujo de una Persona
- Potenciando Actitudes
- Mantener Las Metas